Una cafetería de María Pita instala un desfibrilador. FOTO: La Opinión

Una cafetería de María Pita instala un desfibrilador. FOTO: La Opinión

La instalación de desfibriladores en locales de hostelería, habitual en Estados Unidos y en los países del norte de Europa, es pionera en Galicia

El local de hostelería «The Breen’s Tavern», ubicado en la céntrica plaza de María Pita de A Coruña, cuenta desde esta mañana con un desfibrilador semiautomático para atender posibles paradas cardíacas.

La instalación de desfibriladores en locales de hostelería, habitual en Estados Unidos y en los países del norte de Europa, es pionera en Galicia y posiblemente en España, ha asegurado en declaraciones a los periodistas el portavoz del grupo Seec, proveedor del material, Juan Varela.

El equipo está compuesto por un desfibrilador semiautomático -está preparado para ser utilizado por personal no médico- y una mochila de oxigenoterapia, con un coste conjunto de 1.600 euros.

«Salvar una vida no tiene precio», ha afirmado el propietario del establecimiento, Carlos Espinosa, en declaraciones a los periodistas.

El personal del establecimiento ha recibido una formación de 8 horas para la realización de procedimientos de reanimación cardio-pulmonar (RCP).

La instalación de un desfibrilador en una plaza habitualmente tan concurrida como la de María Pita ayudará a aumentar la seguridad de los vecinos, ya que el 90 por ciento de las muertes súbitas -en su mayoría provocadas por problemas cardíacos- se producen fuera de un hospital.

En este tipo de casos, la rapidez en la desfibrilación es fundamental para mejorar el pronóstico ya que «por cada minuto que se retrasa la misma la supervivencia disminuye entre un 7 y un 10 por ciento», ha explicado Varela.

El concejal de Medio Ambiental, Enrique Salvador, ha valorado el impulso de esta iniciativa privada para mejorar los servicios de atención y ha recordado que el Ayuntamiento cuenta con desfibriladores en las instalaciones deportivas municipales y podría extender su presencia también a los centros cívicos.

Actualmente en España los desfibriladores suelen estar instalados en grandes hoteles y centros comerciales.

FUENTE: LAOPINIONCORUNA.ES / EFE

X