Un policía de la sala del 091 notó algo extraño y rápidamente envió varias patrullas a su domicilio

Un policía de la sala del 091 notó algo extraño y rápidamente envió varias patrullas a su domicilio

Agentes de la Policía Nacional han auxiliado en Xirivella a una mujer de 68 años que sufrió tres amagos de infarto, cuando un agente de la Sala 091 que conversaba con ella notó que algo le estaba sucediendo. La rápida actuación de los policías de la Comisaría salvó la vida de esta mujer.

Los hechos ocurrieron cuando un agente de la Sala del 091 que hablaba por teléfono con una mujer noto algo extraño ya que sin motivo aparente dejaba de hablar de forma coherente al mismo tiempo que se le notaba muy nerviosa, dejando de responder a las preguntas que le realizaba el policía. Ante la posibilidad que le pudiera ocurrir algo, los agentes hicieron averiguaciones para localizar donde se encontraba la mujer, a la vez que solicitaban una ambulancia.

Una vez que localizaron que se encontraba en su domicilio, las policías solicitaron una ambulancia y se dirigieron con la máxima urgencia al mismo, que tras tras llamar en varias ocasiones a la puerta, la mujer con gran dificultad logró abrirles hallándola en un estado de nervios alarmante. La víctima no logró articular palabra desplomándose al instante, no llegando a caer al suelo ya que las agentes la sujetaron.

Las policías al ver el estado de salud de la mujer, decidieron, con el apoyo de más agentes que habían acudido al domicilio, trasladar a la víctima al ambulatorio de Xirivella donde tras una primera atención fue evacuada al Hospital General de Valencia debido a que había sufrido tres amagos de infarto.

Días más tarde la mujer acudió a la Comisaría para agradecer en persona la ayuda recibida, al entender que probablemente ese día le habían salvado la vida, dejando un escrito en el decía: “tengo que agradecer a las policías del SAF y Judicial que esa tarde yo estaba con 3 amagos de infarto y se personaron todos y estuvieron conmigo hasta que vino la ambulancia. Tenemos unos grandes policías, que Dios les de salud a todos, y agradecida al compañero de Sala. Muchos saludos”

FUENTE: elperdiodic.com

X