Acuerdo entre la Fundación Hipercolesterolemia Familiar (FHF) y la Sociedad Española de Cardiología (SEC) para ahondar en la investigación de esta patología

La mitad de las personas que sufren hipercolesterolemia familiar (HF), enfermedad hereditaria que provoca unos niveles muy elevados de colesterol ‘malo’ (LDL), padecerán una enfermedad coronaria antes de cumplir los 55 años, según ha asegurado la Fundación Hipercolesterolemia Familiar (FHF).

Por ello, la FHF y la Sociedad Española de Cardiología (SEC) han anunciado un acuerdo de colaboración para contribuir en una mayor formación e investigación de esta patología, según ha explicado el presidente de esta sociedad, el doctor José Ramón González-Juanatey, que ha realizado la firma del acuerdo junto con el presidente electo de la SEC, el doctor Andrés Íñiguez, y el presidente de la FHF, el doctor Pedro Mata.

Uno de los aspectos más importantes en este sentido es un correcto diagnóstico, donde González-Juanatey ha resaltado que sólo lo están 1 de cada 5 portadores de esta enfermedad. De este modo, y aunque se trata de una enfermedad «bastante común», ha dicho que «un diagnóstico es esencial para poder prevenir infartos prematuros».

La HF tiene un difícil diagnóstico, pero existen factores que pueden indicar la presencia de esta enfermedad. Estos son la presencia de colesterol total mayor de 300mg/dL, antecedentes de hipercolesterolemia en familiares de primer grado o presencia de infarto de miocardio u otra enfermedad ateroesclerótica en edades tempranas, siendo antes de los 55 años en varones y antes de los 60 en mujeres, ha destacado FHF.

Este colectivo ha señalado que en el caso de que se confirme que una persona padece esta patología, es importante que sus familiares también se realicen un análisis del colesterol para conocer sus cifras y un posterior análisis genético. Esta detección de familiares se conoce como cribado en cascada y es una de las intervenciones más rentables en salud.

De este modo, han indicado que el tratamiento recomendado para la HF es el control de los factores de riesgo a través de la corrección del sobrepeso, la supresión de la ingesta de alcohol cuando existe aumento de triglicéridos, la práctica de ejercicio físico y mantener una dieta baja en grasas saturadas.

Por ello, el doctor Mata ha afirmado que si la detección y el tratamiento se realizan de un modo precoz, se podrá evitar «la carga de enfermedad coronaria y las personas con HF pueden tener una esperanza de vida similar a la de la población general» y ha asegurado que desde su fundación «se ha instado a las autoridades sanitarias a la realización de una estrategia nacional de detección precoz de la HF».

FUENTE: JANO.ES

X